25/10/08

¿Vuelves?


Me encanta la música, como a casi todo el mundo. Disfruto con ella, río y lloro, pero nunca de mala gana. No me hace estar triste, si acaso recordar lo que no debo.

La oigo una vez tras otra y sólo se me ocurre volver a esa placita, con el frío invernal que te acuchilla y apenas te deja respirar. Mirando los copos caer y oliendo el chocolate caliente que Manuela prepara en ese encantador puestecito. Pensando lo que daría por no irme jamás de allí, de ese momento.


Y mi bola se queda sin pila. ¿Dónde ha ido la nieve?.


Quiero que vuelva.

1 cosita(s) que decir:

Marcos Ortega dijo...

La nieve, al igual que esa plaza y ese chocolate siempre han estado y estarán dentro de ti :)